Reformas de interiores: Pintar una pared de color diferente

Pintar una pared de un ambiente de un color distinto al resto es un recurso muy conocido y usado en decoración. Pero a veces es bueno saber que no podemos pintar la pared de cualquier color, sino que es necesario prestar atención de cuál es la tonalidad adecuada para el lugar.

Comúnmente se pinta de un color distinto una pared para destacar un rincón, algún mueble, es muy común usar otro color en la cabecera de la cama en el dormitorio, al final del pasillo, o una pared importante de la sala. Pero siempre debes tener en cuenta algunos puntos:

1. Pintar de un color oscuro genera un efecto de profundidad en la pared pintada, lo que es conveniente para crear algún efecto visual.

2. Pintar de un color claro mantiene la luminosidad en el ambiente. Es útil para evitar que ciertas zonas sin iluminación no luzcan ensombrecidas.

3. Pintar de un color intenso otorga dinamismo y jovialidad a cualquier espacio, el cual suele acompañarse de colores neutros en el resto de las paredes: blanco, perla o gris.

4. Pintar de un color similar al resto de las demás, creará un sutil efecto, sin que el contraste sea tan marcado.

No solamente puedes usar pintura, también el empapelado es una muy buena idea para destacar una pared en especial, haciendo que tu espacio se vea diferente. En Maxalto llevamos más de 50 años realizando reformas de interiores, por lo que te aconsejamos en los colores ha elegir para pintar las paredes con un estilo diferente.

No hay comentarios.

Dejar Comentario